Venta online productos de la Tierra

CAT | ES

Presentada la declaración de las coheteras del delta del Ebro como Bienes Culturales de Interés Nacional

El pasado 20 de junio, se presentó en el Museu de les Terres de l’Ebre de Amposta, la declaración de Bienes Culturales de Interés Nacional, en la categoría de Zona de Interés Etnológico (ZIE), a 12 de las 26 coheteras que aún se conservan en el Delta del Ebro

Etiquetas   entorno, etnologia, delta ebro

Publicado el25/6/2020

Presentada la declaración de las coheteras del delta del Ebro como Bienes Culturales de Interés Nacional | EbreActiu.cat, revista digital para la gente activa | Terres de l’Ebre... La cohetera Paredols al término municipal de Amposta


Esta declaración fue aprobada por el Govern de la Generalitat de Catalunya el 14 de marzo y comprende los cohetes del delta del Ebro: Pesigo (L'Ampolla), Piñol (Camarles), Ravanal (Aldea), Cámara (Amposta), Tario (Sant Carles de la Ràpita), Lluco (Sant Carles de la Ràpita), Buda (Sant Jaume d'Enveja), Montañana (Deltebre), Paredols (Amposta), Navarro (Sant Jaume d'Enveja), Bombita (Deltebre) y Llupia (Sant Jaume d'Enveja).

El año 2013, el Departament de Cultura inició el trámite de declaración a propuesta del Consorcio del Museu de les Terres de l'Ebre. Entonces se inició la tramitación del expediente que ha contado con los avales del Institut d'Estudis Catalans (IEC) y del consejo asesor del Patrimonio Cultural, y en el que se han garantizado los trámites de exposición pública y de alegaciones.

Las coheteras son las bases para disparar cohetes granífugos contra las tormentas de piedra, servicio que se ofreció a los arroceros hasta el año 1985. Las coheteras del delta son por tanto el resultado de la lucha contra las granizadas  que la Mutualidad Arrocera de Seguros, llevó a cabo a través de su Delegación de la Zona del Ebro. En 1948 se inició el programa Lucha Antigranizo, a base de disparar cohetes granífugos contra las tormentas de granizo, servicio que continuó ofreciendo a sus mutualistas hasta 1985. Debido al éxito del programa, la Mutualidad fue levantando, por todos los municipios deltaicos, a uno y otro lado del Ebro, hasta un total de 38 coheteras.

Estas construcciones son un elemento básico para la interpretación y valorización de la historia y las antiguas formas de vida propias del delta del Ebro, un espacio natural de elevado valor patrimonial. Suman un elemento patrimonial singular en el paisaje catalán, porque en ningún otro lugar de Cataluña existen unas construcciones de este tipo.

Más información en el Museu de les Terres de l'Ebre.


Por: Redacció

Foto: EbreActiu